24.6.17

El diario de Ana Frank: Review


¡Hola a todos! ¿Notó alguno siquiera mi breve ausencia? Es culpa de la facultad, me tiene como loca de acá para allá... 

Hoy quiero hablarles del único libro que pude terminar este mes. Lo compré en la Feria del Libro este año, baratísimo en una edición de cuarta. Lo leí en todos mis viajes en bondi. Es un libro que atrapa, de otra forma no hubiera durado ni un día leyendo en el colectivo 👅

La familia Frank escapó de Alemania por causa del nazismo. Emigrados a Holanda, continuaron con sus vidas hasta que la invasión y el antisemitismo llegó hasta ellos nuevamente y resolvieron esconderse en un anexo secreto en las oficinas donde Otto Frank trabajaba. El diario retrata este período terrible y oscuro de la mano de su dueña que contaba con tan solo 13 años cuando debió ocultarse del mundo exterior y dejar atrás la libertad. 

Chicos, este libro es un MUST. Se los digo seriamente. No sólo es un documento honesto y directo del horror de la guerra, también tiene mucho contenido social. Ana tenía solo 13 años cuando empezó el diario, pero analizaba todo con una madurez muy adelantada a su edad. Ella anotó y se cuestionó cómo el cautiverio afectó a cada miembro de la familia de forma diferente y cómo las discordias saltaban cuando se tenían todos tan cerca sin posibilidad de tener privacidad. 

¿Es este libro puras lágrimas y nada más? Nop. Para nada. Ana era, aparte de su papá Otto, la más fuerte de todos los habitante del Anexo. Ella no se dejaba aplastar y no temía a morir. Constantemente ella era el soporte de varios de los mencionados en el libro. Tenía un carácter super especial y revive en las páginas de su diario, porque además escribía muuuy bien. 

No quiero hablar mucho de los detalles, porque realmente quiero recomendarles este libro. No le tengan miedo. Es bueno en todos los sentidos. Te deja más de una lección. La encuentro una obra digna de ser leída en los colegios. ¿Por qué acá en Argentina se lee tan poco de estos clásicos? Después de todo, la temática de las guerras y la persecuciones son comunes a todas las naciones. Es universal. Pero bueno, me estoy yendo de tema...

Personalmente, este libro me encantó. Es de esos clásicos que los terminas pero te acompañan para toda la vida. Además, todavía se me pone la piel de gallina con algunas cosas que Ana escribió inocentemente y que terminaron siendo profecías cumplidas. Increíble. Pueden apostar que si les gustó La ladrona de libros, les va a encantar El diario de Ana Frank, y viceversa. 

¡Buen fin de semana! ❤

1 comentario:

  1. ¡Hola Ale!
    Coincido completamente con que es un libro que debería leerse obligatoriamente. A veces me olvidaba que la que escribía era una muchacha de solo 13 años, una madurez increíble además de ver el mundo con ojos esperanzadores a pesar de los horrores que les tocó vivir.
    Nos leemos

    ResponderEliminar